Quantcast
El tiempo en: Galicia
28/05/2023
 

Sevilla

Enrique Casellas envuelve “cada cosa en su sitio”

El pregonero de la Semana Santa de 2023 ha envuelto en el Maestranza “cada cosa en su sitio” y ha reivindicado una Semana Santa “viva en lo cotidiano"

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregón de Semana Santa.

El pregonero de la Semana Santa de 2023 ha envuelto en el Teatro de la Maestranza “cada cosa en su sitio” y ha reivindicado una Semana Santa “viva en lo cotidiano”, que igual están en las “angosturas y en las avenidas”, así como su carácter evangelizador, en una intervención de algo más de una hora y diez minutos, con recuerdos emotivos y levantando las palmas y el teatro en más de una ocasión, especialmente en sus pasajes de la Hermandad de los Gitanos.

“No se puede envolver calentitos en papel de regalos ni bombones en papel de estraza”, le dijo Carlos Amigo Vallejo a Enrique Casellas sobre el pregón de las Glorias.  Y el pregonero de este año ha hecho buena la anécdota envolviendo “cada cosa en su sitio”, recorriendo cada una de las hermandades y titulares, incluidas las vísperas, en un pregón de algo más de una hora, que recomendaría Julio Cuesta, en el que ha reivindicado el papel evangelizador de la Semana Santa, porque “el pueblo es sensible y sabio y sabe dónde está su senda”.

Para Casellas, la Semana Santa es un “vínculo que atraviesa la ciudad de parte a parte, -a pesar de los inmovilismos endémicos que, más veces de las deseadas, la encorsetan-, siempre estará viva en lo cotidiano”. Pero en estos tiempos de sobreexposición, redes sociales, inmediatez y Semana Santa “hasta en la sopa”, Casellas pedía aprovechar “para acercar la fe a tantos que pasan por ella casi de puntillas”, un mensaje que sólo nos pide “nada más y nada menos que amor”.

“De padres a hijos, de hijos a Padres. Desde la propia gestación, la Semana Santa se mantiene enredada en esa madeja que el tiempo no descompone. Cualquiera de sus cabos sirve para afianzarla”. El pregonero ha hecho un recorrido no sólo por recuerdos y vivencias propias, especialmente vinculadas a la hermandad de los Gitanos o a las Esperanzas, incluyendo bromas sobre la Madrugá, sino por la importancia que la historia y las hermandades tienen para cada barrio: “No hay mayor solera que la pertenencia a la Hermandad del barrio que te vio nacer y vio nacer a tus mayores”.  Y además, reivindicaba cómo “los pasajes de la Pasión y Muerte de Jesús han definido, a lo largo de la historia, a barrios que acogieron cofradías en sus parroquias o capillas”.

 

Espacio reservado al reproductor de vídeo

La sensibilidad estuvo a flor de piel con Encarnación y Refugio, la prueba de que los mayores son los que nos transmiten la Semana Santa, aunque “Él vive ausente hace mucho, //ella lo sigue cuidando,  //él sigue siendo su vida //ella se traga su espanto”.

“Sevilla no es un sentimiento exclusivo y su Semana Mayor abarca a todo el que sepa amar a Cristo y María. Así vivimos siete días en un estado de ensoñación que nos permite sentirnos parte y no espectadores de cada momento  viendo pasar una procesión”, decía.

También recordaba al fallecido Pascual González y cómo reivindicaba el rostro de la Virgen en todo lo que envuelve a la Semana Santa y cómo se puede vivir en cada una de sus calles sean como sean. “Cuántas de esas calles y de tantas,  parecen haberse construido pensando que entre sus paredes, sobre sus adoquines, tendría que pasar una cofradía y cuántas, cuya arquitectura moderna y desangelada, parecen estrechar sus aceras cuando pasan procesiones que las hacen suyas haciéndonos olvidar su tinte de modernidad y, en más de un caso, de carente gusto”. Para Casellas, “Dios es el mismo en las angosturas que en las avenidas”.

“Pidamos, al Dios del día a día, que no nos falte nunca su Gran Poder”, decía en uno de sus pasajes, antes de reconocer que las “hermandades, - imperfectas, como la propia iglesia, ya que la formamos personas con nuestras bondades y nuestras muchas faltas-, cumplen, entre muchas otras funciones, tan necesarias en el contexto espiritual y en el social, la de mantener vivas en la memoria las caricias de nuestros seres queridos, esta es la mayor garantía de pervivencia”.

“En esta ciudad somos legión los que en vez de años cumplimos amanecidas”, añadía.

 Y terminaba:

Llega la Semana Santa

y, ante tanta vida incierta,

a ti te sobran razones,

Dios habita en tus rincones

y está llamando a tus puertas.

Sal a la calle, despierta,

sal y que el mundo lo vea

y déjale el alma abierta,

Sevilla, Bendita Seas.

Normalidad y nueva despedida de Cabrera

El pregón de 2023 suponía la vuelta a la normalidad de este acto, tras la irrupción de la pandemia, y, como no podía ser menos, abría con los sones de ‘Amargura’ de la mano de la Banda Sinfónica Municipal, y ante la presencia de autoridades eclesiásticas y civiles, encabezadas por el arzobispo de Sevilla, monseñor José Ángel Saiz Meneses, y el alcalde de la ciudad, Antonio Muñoz.

La presentación del pregonero corrió a cargo del delegado de Gobernación y Fiestas Mayores, Juan Carlos Cabrera, que aprovechó el acto, como ya hiciera hace cuatro años, para despedirse del cargo, muy emocionado, especialmente con la presencia de sus dos hijas en las butacas del Teatro de la Maestranza.

Cabrera defendió las medidas, muchas de ellas no exentas de polémica, que se han ido adoptando a lo largo de sus ocho años en el cargo, como son los aforamientos o las restricciones en el consumo de alcohol, además de las medidas que afectan directamente a la hostelería, con la que tuvo un especial gesto de agradecimiento, en aquellas zonas más sensibles.

Todas se han tomado para mantener la “seguridad y la solemnidad” de la Semana Santa, explicaba Cabrera, justificando sus intentos por evitar incidentes, como se han sufrido algunos años, y elementos que la condiciones.

Muñoz sobre el Pregón: "La oración final resume la matrícula de honor que Sevilla puede darle"

El alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz, ha expresado su satisfacción por el Pregón de la Semana Santa de Sevilla que ha pronunciado este domingo Enrique Casellas desde el atril del Teatro de la Maestranza y ha afirmado al respecto que "la oración final" del texto del cantante y compositor "resume la matrícula de honor que la ciudad puede dar a este pregón".

En opinión de Muñoz, este acto tenía una "expectactivas altísimas" y, después de escuchar la disertación de Casellas, "las ha cubierto perfectamente". Un texto que ha estado "lleno de sentimiento y poesía".

"Me ha gustado el itinerario que el pregonero ha hecho por distintos barrios y rincones de la ciudad, vinculándolos con episodios de la Pasión y Muerte de Jesucristo. Durante el pregón ha habido momentos estelares, con el público en pie", ha añadido el regidor hispalense.

Por su parte, el candidato del PP a la Alcaldía de Sevilla, José Luis Sanz, ha manifestado este domingo que Enrique Casellas "nos ha dado el primer pellizco" de la Semana Mayor. "Ha destapado sus emociones para ponernos a flor de piel con el Cautivo, la Macarena o su hermandad de Los Gitanos", ha añadido.

"Me quedo con la parte del exilio de las cofrades de San Benito y San Bernardo al polígono, un emocionante homenaje a los barrios que se nutren de cofrades del resto de la ciudad", ha destacado Sanz en una nota de prensa.

Del mismo modo, Sanz ha señalado que "es un pregón en verso, con mucho ritmo y muy sentido de un cofrade que conoce todos los resortes de las cofradías, y que ha sabido tocarnos la fibra". El alcaldable popular ha concluido que "el objetivo está cumplido: salimos del Maestranza con ganas de ver pasos en la calle después de recrearnos en los versos de Casellas".

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN